viernes, junio 13, 2008

érase una vez una niña... p.IX

—"Vitiligio mis calzones..."

pensó Valeria en cuestión de nanosegundos mientras veía al esperpento a la cara y con la velocidad de un rayo accionó su instrumento... Su perseguidor se retorció como en los viejos tiempos pero en este caso no era coreografía, cada célula de su hipersensible piel ardía!

Acto seguido se desplomó al piso, al fin Valeria—victoriosa—podía seguir su camino...

5 comentarios:

  1. Sabia que su piel arederia si Valeria encendia su linterna... lo sabia!

    jajaja me encanta la ardillita, ahora dice: oh shit! jajaja

    ResponderEliminar
  2. parece la chicharra paralizadora del chapulin colorado.

    ResponderEliminar
  3. Perdóname por no haberte dicho antes que ESTO ESTÀ BUENÍSIMO!!!.
    La heroína victoriosa no ha podido verlo (en serio no ha podido) pero hoy ya podrá.

    No vas a creer esto pero justamente me estaba hablando hace dos días de que no le cae nada bien este personaje de la industria musical.

    Me dio una risa!!!

    Germancito, ustede dibuja bien y lo demás es cuento, oyó?

    Tus historias son la vaina más loca, pero ese es otro tema.

    Ayer me acordé mucho de ti viendo Alvin y los Chipmunks jajajajaj!!!!

    Un beso GRANDE.

    ResponderEliminar
  4. Hahahahaha!

    Que bien que me lo pones a atacar a el, me cae mal. (A quien no?)

    No he venido porque estaba tomando un break de la computadora.

    ♥ ☻ ☺

    ResponderEliminar
  5. ...en cuanto me desocupe un poquito de la carga laboral pongo otras dos partes, ya casi que llegamos al final eh! y por cierto, pendiente Madame Rueda puede que Ud salga haciendo un pequeño "cameo" antes de que todo acabe

    :)

    ResponderEliminar